Innovación educativa

Inicio » Innovación educativa
  • “Fútbol pensado”, un libro para motivar a los estudiantes con la matemática

    “‘Fútbol pensado’ le da 86 veces la pelota al lector más allá de la mitad de la cancha para que pueda hacer el mejor gol de la historia. Encontrará defensores de distintas características, a los que deberá gambetear con razonamientos, números o conocimientos. La buena lectura del juego le permitirá el mejor camino”, se lee en parte de la introducción del libro “Fútbol pensado”, una publicación que se ha editado en Venezuela, Argentina y España y que contiene ejercicios de matemática que son presentados con una narrativa que combina historias muchas reales con situaciones típicas de un partido, como los penales, los goles y las faltas.

    El autor es Edgardo Broner (64), un reconocido periodista deportivo nacido en Argentina, pero con una amplia trayectoria en Venezuela, donde vivió desde 1976 hasta 2006. Las ganas de Broner de realizar este libro, se debe a que parte de su vida también la ha dedicado a la docencia, tanto a nivel universitario como escolar. Por ejemplo, en los últimos años ha trabajado en la Fundación Scholas Occurrentes, un organización creada por iniciativa del Papa Francisco para mejorar la educación. Ahí Broner coordina el área de deportes y realiza talleres de fútbol con valores formadores. Además de realizar las “Olimpíadas de Fútbol y Matemática”, basadas en su libro.

    “Me siento un comunicador y la docencia es una de sus facetas. Me gusta comunicar en el aula, viendo las caras de los estudiantes para una rápida retroalimentación, y también hablar por radio o escribir, sin tener claro el nivel de recepción, por lo que hay que esforzarse aún más para lograrlo. Me di cuenta que tenía alguna cualidad cuando me pedían que explicara algo de matemática en tiempos del secundario”, cuenta Broner.

    Para Broner, este libro representa todos sus intereses: fútbol, docencia, comunicación y ciencias exactas. Porque además de ser un periodista que ha asistido a todos los Mundiales desde 1990, fanático de Independiente (equipo argentino) y de la Vinotinto, estudió computación y estuvo a punto de estudiar una licenciatura en matemática.

    Entre las razones que lo motivaron a realizar esta publicación, tras varios años redactando ejercicios y jugándolos en programas de radios, fue darse cuenta que el fútbol podía ser una herramienta muy valiosa para invitar a los jóvenes a motivarse con el pensamiento matemático. “En algunos encuentros de cien o más niños o jóvenes, reunidos por alguna actividad deportiva, siempre les preguntaba a quiénes les gustaba la matemática. La mayoría se reía y 2 o 3 levantaban la mano. La siguiente pregunta era a quiénes les gustaba el fútbol y era casi unánime. Después comenzábamos un diálogo sobre la relación entre las dos áreas y terminaban entusiasmándose. Si en vez de resolver un sistema de ecuaciones con incógnitas llamadas x, y/o z, que les produce rechazo, determinan las alternativas de clasificación de su selección al Mundial o su equipo para ganar una copa, se potencian motivados. Y sienten que practican algo de fútbol, no de Matemática. Esa motivación les cambia el panorama, sobre todo una vez que encuentran soluciones”, considera.

    Una amplia propuesta futbolística

    “Fútbol Pensado” es un libro que puede servir para abarcar distintos aspectos de la malla curricular, ya que la propuesta lógica sirve para todos los niveles y distintas edades. “He trabajado con niños de primaria y también con adolescentes de 15 años. Varias familias se reunieron a resolver los desafíos en sus vacaciones. En las Olimpíadas de Fútbol y Matemática, en algunas ediciones eran para equipos de un joven con un familiar adulto (padre, madre, abuelo). Así que además de la variedad, ayuda a fomentar los encuentros generacionales”, cuenta.

    Aunque la publicación no es usada formalmente en las aulas al menos hasta donde Broner tenga consciencia en Argentina, no se puede negar su tremendo potencial pedagógico. Matemática, física e historias son solo algunas de la disciplinas que se pueden vincular con este popular deporte. Broner se ha enterado de varios casos en que los profesores han empleado sus ejercicios para su clases de matemática. Es que para muchos de ellos, se necesita cálculo, lógica, conocimiento del reglamento futbolístico y algunas veces, conocer la historia del momento en que se narra el ejercicio.

    Por ejemplo, uno de los problemas que presenta Broner se llama “Amonestaciones relucientes” y plantea: “Cada tarjeta que mostraba Carmelo Urrutia encandilaba a los jugadores, brillaba. Las lustraba durante toda la semana y disfrutaba cuando las exhibía el domingo. Calibraba su silbato para que el volumen fuera el máximo. Siempre amonestaba de frente y ningún futbolista se escapaba haciéndose el desentendido. Era un árbitro inflexible con el reglamento. En el clásico entre Deportivo y Atlético, sacó 34 tarjetas amarillas. No hubo una gresca, sino que las fue mostrando una a una, al producirse cada infracción en acciones de juego. Aún así, el partido terminó en el tiempo reglamentario”. La pregunta: “¿Cuántos expulsados hubo por doble amarilla como mínimo?”. Para resolver el ejercicio se necesita emplear cálculo, lógica y entender las reglas del juego. La respuesta: 6.

    ¿Las razones? Como bien explica Broner en las páginas finales de su libro, para que el número de expulsados haya sido mínimo, debieron haber sido amonestados los 22 futbolistas que comenzaron el partido y los sustitutos. “Con la misma idea de que los expulsados sean la menor cantidad posible, se tienen que haber producido los 3 cambios en cada equipo. Esto implica que hubo 28 jugadores amonestados. Como Urrutia sacó 34 tarjetas amarillas, el número de expulsados habrá sido 34-28=6. Además, no más de 4 de ellos pueden haber sido del mismo equipo, dado que el encuentro terminó normalmente”.

    En otro ejercicio Broner plantea: “La impacientísima afición del Club Coquivacoa mantiene una larga tradición de no tolerar dos derrotas consecutivas. Ningún directivo ha sido capaz de enfrentarse a la protestas, por lo que cada vez que sucede esa indeseable situación, cambian el entrenador para aflojar las enormes tensiones. Este año Coqui jugó 38 partidos y utilizó 8 entrenadores. ¿Cuántos puntos pudo haber obtenido como mínimo y como máximo?”. En el libro, el periodista escribió unas páginas de pistas y estas son las para este ejercicio: “Calcular primero cuántas derrotas seguras hubo. Para el mínimo puntaje bastará intercalar empate entre las caída y para el máximo tendrán que ser triunfos”.

    “Como hubo 8 entrenadores, 7 fueron despedidos. Así que hubo al menos 14 derrotas, que llegaron de a 2 consecutivas. El máximo puntaje posible se logrará ganando 24 juegos restantes y sumando 72 puntos. Para el mínimo puntaje, en los 24 juegos restantes se pueden intercalar de una derrota con un empate, lo cual no produce despidos y suma muy poco. Con 12 igualdades el Coqui sumaría 12 puntos”, responde Broner. Por ende, 12 y 72 es la respuesta.

    Son en total 86 ejercicios que se plantean, la mayoría bajo la misma lógica. Y la invitación de Broner no es resolverlos de inmediato, sino darle el tiempo que para entender cómo sacar el resultado, porque lo importante es ponerse la camiseta, jugar y aprender.

    “El fútbol tiene una fuerza demasiado grande. Nos abrazamos con quien esté cerca cuando hace un gol nuestro equipo o nuestra selección, aunque no tengamos nada que ver y pensemos de manera diferente. En las treguas de una guerra lo primero que aparece es un balón y su lenguaje es hablado por todos. La mitad de la población del planeta ve al mismo tiempo la final del Mundial. Es el principal tema de conversación de los niños durante toda la semana. Así que encontrarse en clase con Messi, La Roja o Alexis Sánchez es mucho más amigable que con letras del final del alfabeto”, dice Broner.

“Fútbol pensado”, un libro para motivar a los estudiantes con la matemática

2017-10-20T17:52:25+00:00 Octubre, 2017|Cómo aprenden los niños|

Al periodista argentino Edgardo Broner, siempre le han atraído los números además del fútbol. Por eso, después de años vinculado a la docencia escolar y universitaria, pone al servicio de la comunidad educativa todos sus aprendizajes mediante esta publicación que se ha editado en Argentina, Venezuela y España.

  • La visión de una madre sobre una escuela “donde cada niño tiene la opción de aprender a su ritmo”

    Un año antes de que Nahia Aguilar fuera admitida en la Escuela Pública Pinolivo (en Marbella), su madre, Leire de Luis, tuvo la oportunidad de conocer algunas de las actividades que se desarrollaban allí. Era el día del libro y los estudiantes habían convertido un módulo prefabricado en el Café Alameda, un rincón en Granada donde Federico García Lorca hacía tertulias con otros literatos. Era una fiesta escolar, los niños entre 3 y 6 años desfilaban, recitaban versos del poeta, hablaban de su vida y bailaban flamenco. Para sorpresa de Leire, las salas de clase estaban también llenas de padres que hacían parte de las actividades… “Sin duda, ése era el ambiente que yo buscaba para mi hija”, afirmó Leire al medio El País.

    CEI ‘PINOLIVO’

    Cuando Leire llegó por primera vez con su hija al colegio, hubo desasosiego, el clásico desasosiego de la incertidumbre.

    Pero esa sensación pronto se desvaneció cuando los profesores, atentos, pendientes y dispuestos, demostraron una vez más que ese era el lugar que esta madre quería para su hija. Hoy, Leire se considera fan de este establecimiento educativo y durante el tiempo que su hija de 8 años lleva en la escuela, siempre ha recibido un trato personalizado en un contexto donde el equipo educativo busca siempre la complicidad de todos en la construcción de un proyecto que está 100% dirigido al desarrollo pleno de los alumnos.

    “He tenido la suerte de topar con unos profesores que nos han arrastrado por experiencias inimaginables. La energía y vitalidad con la que los tutores nos hablaban de los proyectos nos involucraban a todos los padres a participar de ellos (y créeme que hasta la fecha no he sido una persona muy participativa en acciones colectivas). No sé cómo lo hicieron, pero nos convencieron para transformar un aula en un paisaje prehistórico con dinosaurio incluido o recrear un cielo estrellado para estudiar el Universo. Todo ello bien hilado para que el alumnado aprendiese conceptos transversales pertenecientes a distintas materias (lengua, matemáticas, sociales…)”, comenta Leire al País.

    CEI ‘PINOLIVO’

    “Pero lo que más valoro es su empeño en forjar personalidades mediante estos procesos de aprendizaje”.

    Pinolivo fue fundada hace 11 años. En la escuela conviven y aprenden juntos alumnos y alumnas de 3 a 6 años, 10 maestras y un maestro, 215 familias, un grupo de personal de limpieza, monitores y miembros de la administración. En esta escuela, los niños son la razón de todas las relaciones que se establecen; sus necesidades y manifestaciones son prioridades y por eso, siempre son escuchados, respetados y atendidos desde las emociones. Por otra parte, los profesores orientan el aprendizaje y organizan la enseñanza de una manera global e integrada de acuerdo a las referencias pedagógicas de la metodología del Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP). Los grupos desarrollan uno o varios proyectos que coexisten para promover la expresión de intereses diferentes. Otro hecho destacable son los espacios y los materiales, cuyo objetivo es ser recursos que definan un entorno de aprendizaje con sentido.

    CEI ‘PINOLIVO’

    En Pinolivo el espacio se divide en tres módulos, cad a uno con tres espacios de referencia (uno de tres años, otro de cuatro y otro de cinco). En otros colegio estas serían las clases. Sin embargo, en Pinolivo, la organización y el uso de estos módulos funcionan de una forma diferente. Durante la segunda parte de la jornada escolar, los alumnos acuden a los espacios de referencia que considera más interesantes, aunque no coincida con sus compañeras y compañeros de la misma edad. Pueden moverse libremente por todo el módulo y trabajarán con unas profesoras u otras (según el espacio de referencia), compartiendo experiencias inesperadas.

    “Mi experiencia en ‘Pinolivo’ sirvió para conocer un sistema educativo que considero necesario implantar en todos los centros. Un método de aprendizaje respetuoso con el alumnado y con sus necesidades personales… donde cada niño tiene la opción de aprender a su ritmo. No son medidos por un único código y eso se traduce en que los extremos tienen amparo. Los que no llegan al nivel establecido o los que lo sobrepasan siempre tienen una respuesta en esta forma de educar”. afirma Leire.

    La interacción respetuosa con la infancia, la cohesión de equipo, la relación con las familias, la formación continua, la promoción del aprendizaje entre iguales y el uso de espacios compartidos…

    Todos estos elementos han hecho que la madre de Nahia destaque la metodología de un colegio que le ha dado a su hija la posibilidad de aprender de una manera diferente. Leire recuerda con cariño, por ejemplo, un proyecto en el que familias y niños tuvieron que decorar una caja e introducir en ésta ropa, fotos, una carta, juguetes y elementos relacionados con los hijos en su etapa bebé. Hoy, dice la madre, esa caja es una referencia en la habitación de Nahia. “Una isla en la que cobijarse cuando necesita saber cuánto la queremos y lo importante que es en nuestras vidas”. Leire descubrió desde el inicio que en Pinolivo los estudiantes eran tratados con respeto, eran reconocidos por sus derechos, participaban activamente del aprendizaje, buscaban oportunidades y diferentes aproximaciones al aprendizaje y entonces lo supo… supo que su hija debía ser parte de un espacio inclusivo al que todos los niños deberían tener acceso.

La visión de una madre sobre una escuela “donde cada niño tiene la opción de aprender a su ritmo”

2017-10-20T15:38:06+00:00 Octubre, 2017|Cómo aprenden los niños|

Desde su primera visita a la escuela, la madre de Nahia Aguilar supo que su hija tenía que ingresar a una escuela como esta.

  • Karin González: la profesora que descubrió la fórmula para cautivar a sus estudiantes con la ciencia

    Karin González es profesora de Biología y Ciencias Naturales y se ha especializado en áreas como la didáctica científica, la indagación, la neurobiología, la neuroeducación, la psicología cognitiva y la comunicación. Actualmente trabaja en el Liceo Experimental Manuel de Salas donde asesora en la Unidad Técnico Pedagógica y la revista institucional del colegio; en el Trewhela´s School, donde dicta clases tres veces por semana, y en la Universidad de Chile, donde está formando a los futuros profesores. El objetivo de Karin a través de su labor ha sido convertir la ciencia en una asignatura que los estudiantes valoren y disfruten y lo ha logrado a través proyectos que tienen varias cosas en común: la indagación, la innovación, el auto aprendizaje y las emociones como pilares de un proceso de enseñanza activo y dinámico.

    En este nuevo episodio de 100% Profes, Esta profesora compartirá algunas de las ideas que ha desarrollado junto a sus estudiantes en la sala de clase.

    Entre esas, un microscopio artesanal, unos memes y unas luces que según nos contó, alumbraron no sólo la sala de clase, sino el proceso de aprendizaje en sí mismo. Además, Karin hablará de cómo generar aprendizajes significativos, cómo cambiar la perspectiva que tienen los alumnos sobre la asignatura y cómo apoyar a profesores (y futuros profesores) en la creación de proyectos que acortan brechas y prueban que los recursos económicos no son la única herramienta para cautivar a los estudiantes con la ciencia.

    ¡Te esperamos, el jueves 12 de octubre a las 17:30 (GTM Chile), en Facebook Live para conversar con esta profesora innovadora.

Karin González: la profesora que descubrió la fórmula para cautivar a sus estudiantes con la ciencia

2017-10-10T16:01:54+00:00 Octubre, 2017|Los profesores importan|

En el tercer programa en vivo de 100% Profes, tenemos como invitada especial a Karin González, profesora de biología.

  • 3 tips para gestionar el buen uso de celulares en la sala de clase

    Cada vez se reduce más la edad en la cual los niños empiezan a hacer uso de celulares, lo que sin duda alguna ha generado un impacto en las salas de clase del mundo entero. Algunos defienden su uso, otros en cambio, prefieren reducirlo. Quienes los defienden, están convencidos de que es una herramienta que puede aportar al aprendizaje y quienes aún no se sienten cómodos con éstos, aseguran que rápidamente, un celular puede convertirse en un elemento de distracción. Pero si los celulares tiene potencial, ¿cómo utilizarlos sin convertirlos en un elemento distractor para los estudiantes? Liz Kolb, profesora de la Universidad de Michigan, asegura que lo mejor, en lugar de atacar al celular, es planear de forma inteligente su uso desde el inicio de año.

    “Los profesores que implementan un plan de manejo proactivo desarrollado en colaboración con los estudiantes al comienzo del año escolar, pueden tener menos problemas a medida que aumenta el uso de celulares a lo largo del año. Las primeras semanas del año escolar a menudo se centran en la creación de rutinas de clase, y por lo tanto son un momento perfecto para establecer las expectativas con respecto al teléfono celular”, afirma Liz, quien adicionalmente, ofrece tres tips claves para lograr este objetivo.

    1. Conversaciones abiertas

    Para enseñar a los estudiantes responsabilidad digital, es fundamental entender en qué punto están ellos con respecto al entendimiento de la privacidad, la seguridad online, la identidad, la empatía, entre otras cosas. Por eso, sugiere Liz, es ideal crear una especie de currículo de responsabilidad digital que incluya, entre otras cosas, el uso de celulares. La profesora afirma que es ideal hablar con los estudiantes con respecto a cómo ellos utilizan sus celulares, instancia que se puede aprovechar también para compartir experiencias personales. Parece absurdo, pero en realidad es un tipo de conversación que ellos no tiene muy a menudo con los adultos.

    Antes de asumir cómo los estudiantes hacen uso de sus celulares, háblalo con ellos y formula preguntas que te lleven a descubrir qué les gusta de éste, qué aplicaciones utilizan, qué creen que está mal del uso de los celulares, cómo pueden aprender de ellos, cómo se imaginan el uso de éstos en la sala de clase, entre otras cosas.

    2. Un semáforo

    Puedes utilizar un enfoque de gestión basado en un semáforo. Esto te permitirá ser flexible y además impedirá que éste se convierta en un factor de distracción. La idea de Liz funciona así:

    Un botón rojo en la puerta: con éste, los estudiantes sabrán que no podrán usar el celular ese día. Los profesores decidirán en qué parte podrán guardar sus celulares: la mochila, en el puesto mirando hacia abajo, en el bolsillo, en el escritorio del profesor…

    Un botón amarillo en la puerta: los estudiantes sabrán que sus celulares deberán estar en silencio, ubicados arriba y a la derecha de sus escritorios. Los utilizarán en clase, pero no todo el tiempo. Tener el celular a la vista permitirá ver quiénes tienen sus celulares ubicados según la indicación y quienes no. Evita distracciones, pues en esta posición, a los estudiantes les parecerá complicado girar el celular para contestar mensajes sin ser vistos.

    Un botón verde en la puerta: los estudiantes sabrán que pueden tener sus celulares prendidos y ubicados en sus puestos mirando hacia arriba. Los utilizarán a lo largo de toda la clase.

    Un contrato de clase

    Liz sugiere pedirle a los estudiantes que desarrollen normas sociales con respecto al uso del celular en los momentos en que los botones verde y amarillo están activos. Esto incluye definir si se puede hacer uso de redes sociales y las razones correspondientes. Ella dice que lo idea es hacer una lluvia de ideas con respecto a todo lo que se debería y no se debería hacer con el celular en determinados casos. Luego se debe enviar ese contrato a casa para que los padres lo lean y lo firmen junto a sus hijos. Así todos estarán en la misma página.

    Con estrategias como estas, las normas desde el inicio serán claras y lo más importante, se estará gestionando en la escuela un ambiente digital útil, seguro y saludable.

    ¿Qué harías tú para gestionar el uso de celulares en clase?

3 tips para gestionar el buen uso de celulares en la sala de clase

2017-10-10T16:22:29+00:00 Octubre, 2017|Cómo aprenden los niños|

¿Cómo utilizar los celulares para que siempre sea un instrumento funcional y útil en clase?

  • Kaizena: una herramienta perfecta para retroalimentar de forma rápida y efectiva

    Google Drive es una plataforma de Goolge que permite, además de almacenar información online, crear documentos, hojas de cálculo, presentaciones, formularios, entre otras cosas. Una de las ventajas de Google Drive es que se puede usar simultáneamente con otros usuarios, esto quiere decir que todos los documentos que se suben allí, se pueden trabajar online de forma colaborativa. Una de las grandes ventajas de esta herramienta es que se puede conectar con otras aplicaciones. Por ejemplo con Kaizena, un instrumento digital gratuito que permite hacer comentarios de voz sobre palabras, frases o párrafos creados en Drive. ¿Qué significa esto? Que Kaizena es una herramienta perfecta para retroalimentar el trabajo desarrollado por los estudiantes de una manera práctica, rápida y sobre todo, efectiva.

    Hablar en lugar de escribir

    Como Kaizena permite hacer comentarios de voz en los textos de los estudiantes, los profesores pueden optimizar tiempo. Los mensajes de voz son un 75% más rápido que las notas escritas y además permiten incluir emoción y entonación, lo que enriquece mucho más el proceso de retroalimentación. Por otra parte, los mensajes de voz que se pueden hacer a través de Kaizena fortalecen la comunicación y son una oportunidad extraordinaria para digitalizar la retroalimentación de una forma directa, clara y eficiente. En lugar de rayar una tarea escrita con cientos de comentarios en rojo en un papel, esta herramienta permite comunicar las fortalezas y debilidades de forma precisa y con el énfasis correcto. Adicionalmente, la aplicación se puede utilizar para aclarar, repasar o explicar nuevamente un concepto para su mayor comprensión, y no sólo a través de las notas de voz, sino también a través de notas escritas y links o archivos que se pueden adjuntar en palabras o frases específicas.

    Kaizena

    ¿Cómo usar Kaizena?

    Lo primero que necesitas es una cuenta en Google Drive pues a través de esta tendrás que instalar la aplicación. Una vez instalado, automáticamente podrás trabajar hacer uso de Kaizena.

    Si ya tienes Drive sólo tendrás que descargar e instalar la aplicación para utilizarla en los trabajos escritos que hagan tus estudiantes a través de Google Drive. Una forma de hacerlo es descargarla como extensión de Google Chrome aquí.

    Si quieres ver más detalles acerca del uso, te invitamos a ver este video:

Kaizena: una herramienta perfecta para retroalimentar de forma rápida y efectiva

2017-10-04T15:43:54+00:00 Octubre, 2017|Cómo aprenden los niños, Mejora docente|

Con esta herramienta gratuita podrás hacer correcciones por medio de notas de voz e incluir material complementario en un texto.

  • 9 tendencias de innovación educativa en América Latina

    El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) sistematizó más de 120 experiencias innovadoras en América Latina y realizó una consulta entre referentes educativos para identificar los casos más sólidos y prometedores. Además de analizar varias experiencias innovadoras, se hizo un análisis que permitió ampliar la mirada sobre las tendencias que desde 2014 han marcado la pauta sobre el futuro del aprendizaje, las aulas y el papel de la tecnología en los procesos de enseñanza en Latinoamérica. ¿Por qué se realizó? Porque el BID quiere evidenciar cómo las nuevas tecnologías favorecen los proceso de cambio e innovación en la educación y cómo la creatividad de la comunicación colaborativa y el amplio acceso a la nube digital permiten repensar e inspirar la tarea educativa de hoy. Esta sistematización permitió identificar una serie de tendencias que el BID considera que pueden ser semillas de cambio en los sistemas educativos de América Latina. Estas son las principales:

    1. Los sistemas de enseñanza

    Los sistemas de enseñanza surgieron en Brasil y son conocidos como Sistemas de Ensino. Son una vieja innovación que se está reinventando y expandiendo en toda América Latina. Básicamente son dispositivos integrales de apoyo pedagógico para las escuelas, en casi todos los casos, los Sistemas de Ensino ofrecen: libros de texto, portales educativos de acceso exclusivo, sistemas de gestión, foros y web 2.0 para el uso exclusivo de docentes, padres y alumnos. Además ofrece asesoramiento pedagógico y apoyo a distancia a través de consultas en línea o telefónicas con especialistas para cada área de aprendizaje. Lo anterior se complementa con una evaluación diagnóstica continua de los alumnos y computadores, tabletas o equipamiento optativo. La novedad ahora, es que estos sistemas están saltando las fronteras territoriales de Brasil. Un ejemplo de este sistema podría ser UNOi.


    2. Portales de videos educativos

    La tendencia de los videos educativos tiene un rostro mundial llamado Salman Khan, el creador de la Academia Khan, el portal más exitoso de videos educativos, con más de 300 millones de visitas. El crecimiento exponencial del acceso a internet es una explicación directa del suceso de los portales de videos educativos. El BID asegura que con respecto a los videos educativos, se evidencia un mezcla entre lo público y lo privado, los que tiene costo y lo gratuito. Por ejemplo, hay videos gratuitos que abren la puerta a un servicio pagado, videos gratuitos de personas generosos o motivadas con la tendencia, videos de plataformas cerradas (como lo de los Sistemas de Ensino, entre otros) y videos gratuitos de portales estatales.


    3. Portales de materiales educativos y recursos abiertos

    Estos portales diversifican la oferta de contenidos educativos. Dan propuestas a docentes y alumnos y abren un tiempo de aprendizaje fuera del aula, brindando así una amplia gama de posibilidades diversas para la planificación didáctica. El BID asegura que esta es probablemente la tendencia más firme y utilizada en América Latina y se complementa con otras tendencias, como la segunda, que son mucho más específicas. Algunos de los ejemplos son Eduteka, un portal colombiano, Clic Educa, portal chileno o Akdemia, de Venezuela.


    4. Redes de escuelas, docentes y alumnos

    Se trata de una tendencia sumamente relevante que recién se está comenzado a aplicar. Esta tendencia requiere educadores que sean capaces comunicar e iniciar un nuevo diálogo educativo. Algunos de los ejemplos que se dan son Edoome, una plataforma gratuita para fomentar la interacción entre docentes y alumnos, o Educopedia que cuenta con 32 aulas digitales, cada una de las cuales está llena de recursos que favorecen la interacción de los docentes en torno del calendario y las actividades escolares.


    5. Nuevos programas educativos contra la pobreza

    Esta quinta tendencia es un híbrido que se basa en el uso de las tecnologías y la creación de escuelas con nuevos modelos pedagógicos en contextos vulnerables. Estos proyectos son impulsados por un sector privado comprometido con el cambio en los lugares más necesitados. Algunos ejemplos podrían ser Puentes Educativos en Chile, Transformemos, en Colombia y El Instituto Panameño de Educación por Radio, entre otros.


    6. La renovación de las ciencias

    La renovación de las áreas tradicionales de enseñanza a partir de nuevos materiales, tecnologías y enfoques es una fuerte tendencia y esto se evidencia a través de varias iniciativas que se concentran en una redefinición de la enseñanza de las ciencias. Dos ejemplos escogidos por el BID son Avatar y Kokori, dos iniciativas que muestran el potencial de los videojuegos para renovar la enseñanza de las ciencias. Aunque es un campo todavía incipiente, es prometedor.


    7. Escuelas innovadoras con tecnologías

    Una tendencia reciente es el desarrollo de proyectos de escuelas innovadoras con uso intensivo de las nuevas tecnologías. No es todavía una tendencia de escala masiva sino basada en casos institucionales, pero algunos de ellos ya están aspirando a conformarse como grandes movimientos. Estas escuelas, públicas, privadas o mixtas, están cambiando el imaginario educativo, están desplegando nuevas formas de habitar las escuelas, cambiando las arquitecturas y creando una infraestructura digital. Un caso de ejemplo es el Innova Schools de Perú.


    8. El aprendizaje personalizado por computadores

    Esta tendencia está basada en la personalización del aprendizaje asistido por computadoras. Aunque no es una tendencia fuerte, igual hay experiencias que ya se han puesto en marcha. Un caso avanzado es el de Geekie en Brasil, un sitio web a través del cual se busca mejorar las competencias de los estudiantes por medio de resoluciones de exámenes, participación en juegos lógicos y la atención virtual personalizada. Para que se fortalezca esta tendencia, aún falta conectividad masiva, confianza en la innovación disruptiva, entre otras cosas.


    9. Movimientos educativos virales y ciudadanos no tradicionales

    Esta tendencia agrupa movimientos educativos virales no tradicionales, campañas masivas, series, movimientos de cambio, de interrogantes, de incidencia política, de ideas. TEDxRíodelaPlata es un ejemplo de una revolución de ideas que inspira a nuevas generaciones. También lo es El reemplazante, un programa masivo de televisión abierta en Chile que fue una incursión exitosa en el tratamiento de cuestiones educativas, o “Un millón de jóvenes por México” un movimiento ciudadano que se propone aportar ideas y propuestas para el cambio social.

9 tendencias de innovación educativa en América Latina

2017-09-29T17:20:15+00:00 Septiembre, 2017|Cómo aprenden los niños|

El BID sistematizó las tendencias educativas innovadoras que están tomando cada vez más fuerza en Latinoamérica.

  • Khan Academy: una plataforma dedicada a la promoción de grandes aprendizajes

    Después de obtener tres títulos en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (una licenciatura en matemáticas, una en ingeniería eléctrica y ciencias de la computación, y una maestría en ingeniería eléctrica y ciencias de la computación), Salman Khan, educador estadounidense comenzó un MBA en la Universidad de Harvard. A finales de 2004, ayudó a su prima Nadia con una tutoría de matemáticas y a partir de ese momento, muchos familiares y amigos pidieron su ayuda. Así, decidió compartir su conocimiento a través de tutoriales en YouTube para personas que lo necesitaran… pero lo que no sabía Sakman en ese momento, es que sus videos caseros se convertirían en uno de los mayores éxitos educativos de YouTube y él pasaría a ser uno de los profesores virtuales más famosos del mundo.

    Así nació la Khan Academy, una organización educativa sin ánimo de lucro que busca “proporcionar una educación de nivel mundial para cualquier persona, en cualquier lugar”.

    En otras palabras, Khan Academy es una especie de plataforma para el aprendizaje en línea y gratuito con más de 4.000 videos sobre matemática, biología, química, física, computación, economía, finanzas e historia y están dirigidos a estudiantes de primaria y secundaria. Los videos de Khan han sido traducidos a más de 36 idiomas.

    El éxito de Khan se basa en las características de sus videos. Éstos son cortos, de no más de 20 minutos y en éstos (en la versión en inglés), Khan explica un tema y ejercicios online para monitorear el progreso con mensajes positivos. Además, las lecciones permiten a cada estudiante avanzar a su propio ritmo. Khan asegura que ellos van “escalando andamios” poco a poco y sólo pasan al siguiente nivel cuando dominan el anterior.

    La primera vez que Khan Academy se incorporó como piloto en algunas escuelas de California, el uso del tiempo de los profesores dio un giro de 180º.

    Los alumnos estudiaban las lecciones online en casa y durante clase hacían ejercicios. Los maestros monitoreaban en una planilla electrónica el avance de cada alumno y cuando notaban dificultades, dedicaban su tiempo a apoyarlos. Esto es muy rescatable de la iniciativa de Khan, pues si bien su principal objetivo es llegar a todos los estudiantes del mundo a través de diversas lecciones, no deja de lado la importancia de la figura del profesor en el proceso de enseñanza. Es decir, si bien es una alternativa fascinante para quienes no tienen acceso a la educación, también es un espacio que no busca sustituir el rol del docente, sino complementarlo.

    Según el Banco Interamericano de Desarrollo, Khan Academy es un buen ejemplo de cómo este tipo de iniciativas audiovisuales están impactando la educación de niños y jóvenes. De hecho, este proyecto es ahora un referente de muchos otros youtubers que han convertido sus canales en una comunidad de aprendizaje.

    ¿Conoces otra iniciativa como Khan Academy?

Khan Academy: una plataforma dedicada a la promoción de grandes aprendizajes

2017-09-29T16:19:49+00:00 Septiembre, 2017|Cómo aprenden los niños|

Empezó como un proyecto de videos caseros de matemáticas. Ahora es una plataforma que promueve grandes aprendizajes.

  • Una simple pizarra blanca y un plumón, pueden ser las herramientas perfectas para innovar

    La profesora de inglés norteamericana, Therese Kuettel, lleva muchos años ejerciendo la docencia y durante todo ese tiempo ha rescatado dos elementos que parecen simples, pero que son útiles a la hora de enseñar: las pizarras blancas personales y la actuación. Además de explicar que estos elemento se pueden conseguir a un bajo costo, esta profesora afirma que son millones las actividades que se pueden realizar con estos simples artefactos para promover un aprendizaje activo. En ese sentido, rescata el hecho de enseñar de una manera divertida e innovadora, sin necesidad de hacer uso de la tecnología de punta. Para ejemplificar el uso de la pizarra blanca y la actuación como elementos útiles y funcionales a la hora de enseñar, Therese habla particularmente de dos actividades:

    1. El dibujo interactivo

    A partir de una pregunta general y con una pizarra en la mano, Therese empieza a formular otras preguntas específicas que poco a poco, con la ayuda de los estudiantes, ilustra en su pizarra. Mientras tanto, los niños también hacen sus propias ilustraciones como respuestas a las preguntas que la profesora formula. Entonces, por ejemplo, Therese pregunta: “¿de qué estado de los Estados Unidos vengo?” y los niños responde, “de Minnesota”. A partir de esa pregunta, la profesora formula nuevos interrogantes simples de geografía para que poco a poco, los niños pueda llegar a responder la primera pregunta. A lo largo de todo este proceso, los estudiantes dibujan en su propia pizarra y sugieren nuevas ideas para representar elementos como el agua, los países, los nombres etc…

    El siguiente paso es compartir el dibujo que cada estudiante hizo en su propia pizarra. Puede ser en grupos o en exposiciones frente a todos los compañeros. “Todos los comentarios tienen que ser positivos”, dice Therese, quien plantea como objetivo el crear un espacio de aprendizaje positivo, creativo y de respeto, a través del cual también se fomenta (con preguntas claves), el pensamiento crítico. ¿Por qué lo sabes?, ¿por qué lo dices?, ¿por qué estás seguro de esto?, son algunas de las preguntas que se repiten mucho a lo largo de la actividad. Otras cosas como la construcción de frases y el aprendizaje de nuevos adjetivos también hacen parte de esta metodología activa.

    2. Drama

    Para fomentar la confianza en los niños, Therese rescata el drama como un instrumento ideal. Lo que hace la profesora es darle a sus estudiantes un diálogo de dos partes (A y B). Quienes hacen parte del grupo A, solo tienen que leer con entonación y gestos. Y quienes hacen parte del grupo B, tienen que inventar una respuesta. Por ejemplo: los del grupo A, leen con entonación una frase que dice “Buenas Tardes, me llamo…. “. Luego, el grupo B debe sugerir respuestas a esa pregunta. De esa forma, en un trabajo en equipo, todos los niños de la clase pueden construir oraciones en conjunto, interactuando así de una manera diferente. Para lograr la actividad, la profesora divide la clase en dos grupos grandes: A y B. Más adelante los grupos se dividen en cuatro. Así, se van reduciendo poco a poco hasta llegar a grupos de sólo dos personas. El objetivo, como ya lo mencionamos anteriormente, es generar confianza y promover la expresión oral.

    Therese ha realizado actividades como estas desde 1981 y en pleno siglo XXI asegura que sigue siendo una herramienta ideal que no quiere dejar de lado. Sabe bien que hoy hay muchas alternativas digitales pero también rescata el hecho de que con estas metodologías activas simples, los niños se divierten cumpliendo muchos objetivos de aprendizaje.

Una simple pizarra blanca y un plumón, pueden ser las herramientas perfectas para innovar

2017-09-29T15:11:37+00:00 Septiembre, 2017|Cómo aprenden los niños|

Con un plumón y una pizarra blanca, Therese Kuettel ha encontrado la forma perfecta de innovar.

  • Wattpad: un espacio ÚNICO para fomentar el amor por la lectura y la escritura

    “Sea lo que sea que estés buscando, siempre hay algo que te encantará en Wattpad. Y si no sabes qué es exactamente lo que estás buscando, tienes el poder de crearlo tú mismo”. Así se define esta comunidad online gratuita, la más grande del mundo diseñada especialmente para escritores y lectores. Hay dos cosas que se pueden hacer en Wattpad: lo primero, leer de forma gratuita desde cualquier dispositivo (celular o computador) con o sin internet. Lo segundo, escribir… lo que se te ocurra.

    Como Wattpad es una plataforma diseñada para personas interesadas en encontrar nuevas alternativas, los usuarios pueden probar sus destrezas en la escritura para nutrir ese espacio de lectura. Pero hay otro detalle que enriquece lo que ofrece esta propuesta digital. Los usuarios de esta aplicación pueden ser parte de la experiencia no sólo leyendo y escribiendo, sino comentando en línea, compartiendo pensamientos e interactuando con la historia mientras se está leyendo.

    Wattpad

    En otras palabras, Wattpad transforma la experiencia literaria en una experiencia social que enriquece el trabajo de quienes desean escribir y la lectura de quienes buscan descubrir.

    Aunque la aplicación es canadiense, con más de 45 millones de usuarios alrededor del mundo, ha traspasado la frontera de los intereses y los idiomas. Este hecho, además de su carácter gratuito, convierte a Wattpad en una alternativa interesante para la sala de clase. De hecho, uno de los instrumentos utilizados por los profesores de lenguaje en una escuela rural en Chile que recientemente obtuvo el mejor resultado en la prueba Simce de Escritura (Sistema de Medición de la Calidad de la Educación), fue precisamente esta plataforma.

    De la mano con otras estrategias que se lleven a cabo en el aula, esta herramienta digital puede ser sin duda una oportunidad extraordinaria para que los estudiantes además de seleccionar lo que quieren leer, se atrevan a convertirse en escritores y visibilizar sus proyectos de una forma diferente y con muchas personas alrededor del mundo. De esta forma, vivirán la experiencia de sumergirse en el mundo de la literatura de una manera diferente y atractiva.

    ¡Si quieres despertar el interés de tus estudiantes para que lean y escriban, no dejes de lado esta alternativa!

Wattpad: un espacio ÚNICO para fomentar el amor por la lectura y la escritura

2017-09-29T14:54:25+00:00 Septiembre, 2017|Cómo aprenden los niños|

Buscar historias interesante, conocer nuevas posibilidades de lectura, escribir historias e interactuar con otros. Estas son algunas de las posibilidades que ofrece Wattpad.

  • Felipe Miranda: el profesor que innova construyendo impresoras 3D con sus estudiantes

    En 2016, un grupo de alumnos del Colegio Alcázar (Santiago de Chile), se hizo conocido por haber creado una impresora 3D con materiales reciclados. Maderas, clips y vidrios fueron sólo algunos de los elementos que ellos necesitaron para construir una máquina con la cual imprimían hasta las fundas de sus celulares. Dos meses de trabajo (después del horario regular de clases e incluso los sábados) fueron necesarios para concluir un proyecto que fue liderado por Felipe Miranda, el profesor de Educación Tecnológica que ha logrado captar la atención de sus estudiantes a través de una fórmula innovadora, donde Miranda ha permitido que sus estudiantes sean los protagonistas de todos los proyectos que realizan en la sala de clase.

    De hecho, la impresora 3D se hizo gracias a la iniciativa de uno de sus alumnos, Benjamín Araya.

    Después de haber participado en una conferencia de robótica en otro colegio y conocer una impresora de estas características, Benjamín propuso a su profesor (quien dirige además el taller de robótica del colegio) hacer una igual sin invertir mucho dinero. Fascinado con la iniciativa, Felipe apoyó a sus estudiantes y lo que comenzó como una idea, se transformó en un proyecto tangible en el cual se trabajó con entusiasmo día y noche, fines de semana e incluso en vacaciones.

    Para conocer de cerca este proyecto y otras iniciativas que han ido surgiendo, invitamos a Felipe Miranda a 100% Profes.

    100% Profes es un programa en vivo de Elige Educar que busca compartir prácticas pedagógicas innovadoras para inspirar a otros profesores, aquellos que día a día buscan grandes y pequeñas ideas para motivar a sus estudiantes y generar aprendizajes significativos. En esta primera edición del programa, Felipe estará acompañado de Benjamín, su alumno precursor de la impresora 3D. Ambos nos contarán la historia de este proyecto, sus desafíos y logros. Además nos mostrarán en vivo, cómo funciona aquella impresora que empezó siendo el sueño de unos estudiantes y su profesor.

    ¡Te esperamos, este jueves a las 18:00 (GTM Chile), en Facebook Live para conversar con este profesor sobre tecnología e innovación!

Felipe Miranda: el profesor que innova construyendo impresoras 3D con sus estudiantes

2017-09-27T16:05:58+00:00 Septiembre, 2017|Cómo aprenden los niños, Los profesores importan|

En la primera versión de 100% Profes invitamos a Felipe Miranda para hablar de la impresora 3D que construyó con sus estudiantes.

Cargar más posts