Colombia

Inicio » Colombia
  • Colombia sí tiene grandes profesores

    Con la historia de Diego Piedrahita Marín, un docente con más de 18 de experiencia, Semana Educación inaugura esta serie de capítulos en la que se expondrán tres casos exitosos de metogologías innovadoras en el aula de clase. Experiencias escogidas de entre varias que se recibieron y que demuestran que la labor docente requiere de profesionales capaces de motivar a sus estudiantes con técnicas inéditas.

    La pedagogía del humor

    “Romper con el concepto de disciplina que por décadas ha perpetuado la pasividad y sumisión de niños y adolescentes en las aulas es todo un reto para la educación actual, la cual requiere de nuevas formas de enseñar. La alegría puede ser ese ingrediente que aporte motivación a la formación. El objetivo es mitigar el aprendizaje basado en el silencio y la repetición.

    Por esta razón, me atreví a incursionar en la pedagogía del humor que, según el psicólogo Carl Rogers, es la capacidad del docente de despertar interés en los educandos y brindarles la confianza para expresarse sin el temor por exponer sus ideas por “más disparatadas que estas sean”, todo ello por medio del humor y la alegría. Para llevarlo a cabo realizamos presentaciones audiovisuales sobre el tema “feelings and emotions”, sentimientos y emociones en español, a través de gifs y por medio de recursos virales como los “memes” que tengan relación con las actividades cotidianas.

    La metodología es la siguiente: compartimos imágenes, videos y diálogos para abordar las emociones del día a día como el hambre, el sueño, la sed, la alegría, la preocupación, la sorpresa y la frustración, entre otros. Posteriormente, se procede a emplear “memes” divertidos y llamativos para relacionar el tema en cuestión con situaciones familiares, académicas y comunitarias. Finalmente se socializan las conclusiones en grupo.

    El humor es fundamental para crear mejores ambientes de estudio, y, ante recursos tan novedosos como los propuestos a diario por las nuevas tecnologías, se requieren de igual manera estrategias que dinamicen el aprendizaje, logrando además que se creen nuevas didácticas que mitiguen la concepción errónea de la educación como resultado de la repetición, la pasividad y la quietud en el aula”.

    *Diego Piedrahíta Marín es un docente de inglés con 18 años de experiencia en la enseñanza en contextos rurales, urbanos y virtuales. Es profesor del Cibercolegio UCN, adscrito a la Universidad Católica del Norte, que funciona como una plataforma web a nivel nacional, pero con especial énfasis en los corregimientos de Medellín.

Colombia sí tiene grandes profesores

2017-05-26T11:55:37+00:00 Mayo, 2017|Actualidad, Los profesores importan|

Semana Educación convocó a los docentes a que enviaran sus metodologías innovadoras en el aula. Este es uno de los tres relatos escogidos que demuestran que el país sí cuenta con grandes maestros.

  • La química, un actor más del teatro

    “Una de las experiencias pedagógicas más inolvidables que he emprendido a lo largo de mi carrera se desarrolló en 2016 con estudiantes de grado décimo de la jornada mañana del Liceo Nacional Antonia Santos, en Bogotá.

    Fue así como basándonos en el tema de las fórmulas moleculares, quisimos montar unas representaciones teatrales que nos permitieran comprender este tema en la vida cotidiana y, a la vez, darlo a conocer con el fin de dejar el claro mensaje de que la química es genial. De hecho, la encontramos en todo nuestro alrededor y la podemos estudiar desde las actividades artísticas que, aparte de sacar a flote todas las habilidades que poseen lo jóvenes, les enseña a trabajar colaborativamente en el logro de objetivos.

    La primera representación se llamó “El exorcismo de Phillip Rose”, en la cual los estudiantes realizaron un “exorcismo” en el que probaban varios productos para “sacar al demonio de la persona”, como el whisky Jack Daniel’s, la cerveza Heineken, la Coca-Cola, el perfume Chanel N° 5, el café Starbucks, la hamburguesa Big Mac y el Red Bull. También realizamos una comparación de los comerciales de estos productos para ver su pertinencia en relación con su composición química, empleando para ello moléculas 3D que los jóvenes y yo diseñamos previamente.

    En la segunda representación, “El Circo de Moscú”, el tema central fue la composición química de los fluidos humanos (saliva, lágrimas, el semen, flujo vaginal, sudor y la leche materna). En el circo, personas de diferentes lugares del mundo vendían muestras de estos fluidos a las que les asociaban características especiales, mientras se convencía a los clientes para realizar la compra. Se daban datos curiosos sobre la química de los fluidos, la formación en el cuerpo humano y las enfermedades asociadas. Las moléculas 3D eran explicadas por arlequines y modelos circenses que daban un toque de alegría a la representación.

    La tercera muestra teatral se denominó “La boda de Babel” y en ella se mostró una gran reunión a la que asistían amigos del personaje central el cual iba a pedir la mano a su novia. Los invitados llevaban como regalo las comidas más importantes de países como Japón, España, Jamaica, Argentina, Dubái e Italia. La obra estuvo llena de creatividad al mostrar en forma tridimensional las moléculas químicas que hacen parte de platos como la lasaña y la paella. También se vistieron con trajes típicos y accesorios de los países mencionados y dieron datos curiosos sobre su cultura.

    *Yuly Caterine Espinosa Pineda hizo su Licenciatura en Química en la Universidad Distrital Francisco José de Caldas y se especializó en Ambiente y Desarrollo Local en la misma institución. Después salió del país a continuar sus estudios: se decantó por una Maestría en Administración Educativa en el Tecnológico de Monterrey, México. Lleva 13 años de trayectoria profesional en la labor docente. Actualmente, es profesora del Liceo Nacional Antonio Santos, ubicado en la localidad de los Mártires, en Bogotá.

La química, un actor más del teatro

2017-05-26T11:52:13+00:00 Mayo, 2017|Actualidad, Cómo aprenden los niños, Los profesores importan, Mejora docente|

Semana Educación presenta el segundo capítulo de la serie sobre metodologías exitosas de profesores colombianos en el aula que demuestra que, a pesar de las dificultades de la labor docente, el país cuenta con grandes maestros.

  • Después de una trágica avalancha, esta profesora se dedicó a buscar a sus estudiantes

    Fue en la madrugada del sábado 1 de abril cuando tres ríos que pasan por Mocoa, (capital del departamento del Putumayo, al suroccidente de Colombia) se desbordaron destruyendo todo a su paso. La avalancha, provocada por las lluvias intensas, dejaron cientos de muertos, damnificados y desaparecidos. Horas después de la tragedia, buscar sobrevivientes fue la prioridad máxima y cientos de rescatistas, policías y civiles concentraron sus esfuerzos en esta compleja labor. Astrid Narváez, profesora de preescolar, fue una de esas personas.

    Con lista en mano, esta profesora de la Institución Educativa Pio XII, se dedicó a seguir el rastro de sus 26 alumnos, la mayoría de los cuales no tienen más de 5 años. La tarea no fue nada fácil, la búsqueda fue compleja, intensa y duró muchos días. Con paciencia y perseverancia encontró a 24 de ellos. Muchos los habían perdido todo y estaban en albergues con sus familias, otros vivía por suerte, en barrios que la avalancha no destruyó.

    Pero aún faltaban dos…

    Astrid no se rindió y continuó la búsqueda. No descansaría hasta encontrar a los dos niños. Tocó puertas, miró listas, visitó albergues una y otra vez y seis días pasaron antes de encontrar a uno de los dos pequeños (Justin Eloy Merino Bravo), quien vivía en uno de los barrios más perjudicados por la avalancha. De la segunda niña lo único que se ha dicho hasta la fecha, es que aparentemente no logró sobrevivir.

    Regreso a clases

    Lo primero que quiere la profesora es hacer catarsis con sus pequeños estudiantes. A través del arte, dice Astrid, ellos podrán contar lo que vivieron y empezar así, un proceso de sanación emocional. Y aunque sabe que no todos llegarán (pues su padres se están partiendo a otros lugares a reconstruir sus vidas), esta docente está esperando a los 26 niños.

    Compromiso docente

    Astrid solía ser profesora de educación media. Más adelante decidió licenciarse en educación preescolar y encontró en el trabajo con los pequeños, una labor mucho más gratificante y llena de aprendizaje. Después de muchos años como profesora, ella asegura que sus estudiantes son su familia, su orgullo y esta historia es la prueba tangible de esto. A través de sus acciones, Astrid demostró el vínculo que puede existir entre un profesor y sus estudiantes, un vínculo que trasciende la sala de clase y se fortalece en los momentos menos esperados.

Después de una trágica avalancha, esta profesora se dedicó a buscar a sus estudiantes

2017-04-20T17:29:14+00:00 Abril, 2017|Los profesores importan|

Después de una avalancha que destruyó un municipio en Colombia, esta profesora recorrió todos los rincones para encontrar a sus estudiantes.

  • 5 canales YouTube de museos latinoamericanos que no puedes dejar de ver

    Para comunicar actividades y visibilizar exposiciones temporales y permanentes, algunos museos alrededor de Latinoamérica decidieron abrir canales de YouTube, la red audiovisual más importante del mundo. Este medio para comunicar todo lo que está pasando dentros de las instalaciones de los museos, no sólo funciona para los fanáticos del arte, también es un instrumento útil para los profesores que buscan aproximar a sus alumnos al mundo del arte dentro y fuera del país en el que se encuentran.

    Cuándo viajar definitivamente no es una opción, aparece YouTube como un recurso extraordinario para potenciar conocimientos viajando alrededor del mundo sin salir de la sala de clase. Es sin duda una forma simple y efectiva de recurrir a aquellas nuevas tecnologías que cada vez más se suman a las estrategias pedagógicas didácticas de todos los profesores de Latinoamérica y el mundo.

    1. Museo de Arte de Lima MALI, Perú

    El MALI en Lima se inauguró en 1961, es uno de los museos más importantes de Perú y ofrece un recorrido permanente desde el arte precolombino hasta la actualidad. Abarca 3000 años de arte del país. En su canal ofrecen videos de colecciones, concursos y actividades en general.


    2. Museo Nacional de Antropología de México, Ciudad de México

    Este museo, inaugurado en 1964 exhibe el legado arqueológico de los pueblos de Mesoamérica y la diversidad étnica del país. En su cuenta podrás encontrar colecciones permanentes y temporales, documentales y entrevistas a expertos.


    3. Museo del Oro, Bogotá, Colombia

    Creado en 1938. El museo busca preservar y dar a conocer una colección fascinante de orfebrería prehispánica. En su cuenta tienen material audiovisual de su muestra permanente, de actividades y entrevistas a expertos en el tema.


    4. Museo Malba, Buenos Aires, Argentina

    Abrió sus puertas en 2001. Busca coleccionar, preservar y difundir el arte latinoamericano desde principios del siglo XX a la actualidad. En su canal promocionan actividades, exposiciones temporales y comparten entrevistas con artistas.


    5. Museo de Arte Contemporáneo (MAC), Santiago de Chile

    Se inauguró en 1947. El museo busca acoger la diversidad de tendencias de la vida cultural contemporánea y la exploración de nuevas formas de arte. Tiene una colección de aproximadamente 2000 piezas. En su canal podrás encontrar videos de sus colecciones, inauguración de eventos y diálogos con expertos.

    Y tú, ¿utilizarías algunos de estos videos en la sala de clases?

5 canales YouTube de museos latinoamericanos que no puedes dejar de ver

2017-04-08T16:51:51+00:00 Abril, 2017|Cómo aprenden los niños, Mejora docente|

Cuándo viajar no es una opción, aparecen los canales de YouTube de museos latinoamericanos como un recurso extraordinario para potenciar conocimientos sin salir de la sala de clase.

  • Los colegios que rompen paradigmas

    TIENE TRES SEDES: BARRANQUILLA, CARTAGENA Y QUIBDÓ

    Ir contra la corriente nunca ha sido una tarea sencilla, pero hacerlo puede traer su recompensa. La Fundación Pies Descalzos lo ha hecho con éxito durante los últimos seis años y ahora se consolida como la mejor escuela pública de Colombia.

    Ir contra la corriente nunca ha sido una tarea sencilla, pero hacerlo puede traer su recompensa. La Fundación Pies Descalzos lo ha hecho con éxito durante los últimos seis años y ahora se consolida como la mejor escuela pública de Colombia.

    Con una planta de 125 maestros, cerca de 6.000 estudiantes activos y tres sedes educativas en el país (Barranquilla, Cartagena y Quibdó), el Colegio Fundación Pies Descalzos lidera la lista de las mejores escuelas públicas de Colombia, las que están innovando el sector y buscando nuevas metodologías de aprendizaje.

    La Fundación trabaja con niños y jóvenes que han sido víctimas de la guerra, desplazados, maltratados física y verbalmente, que viven en condición de pobreza y abandono, y tienen un desarraigo por su territorio. Desde 1997, cuando fue creada por la cantante Shakira, la ONG ha tenido como objetivos promover la educación pública de calidad para menores que se encuentran en situación de vulnerabilidad, mejorar la nutrición de los niños, promocionar el crecimiento personal y desarrollo sostenible, así como construir infraestructura de primer nivel.

    ¿Cómo lo hace? Sus líderes dicen que no se trata de implementar un modelo educativo, sino un modelo de intervención donde se entiende que la escuela es el foco de la comunidad, el eje y motor de sus habitantes. Son centros de desarrollo y conocimiento que se construyen durante la interacción con el otro, cuando se generan debates sobre problemas reales que necesitan soluciones reales. Con esa premisa parte todo un experimento que ya se extiende por tres departamentos del país.

    “Lo más importante es ayudar a formar buenos seres humanos, ciudadanos que sepan resolver problemas de la cotidianidad y construir en comunidad”, dice la directora de Pies Descalzos, Patricia Sierra. “Hay que partir de que la escuela es mucho más que una simple infraestructura, ahí se está innovando, se están enseñando habilidades sociales necesarias para Colombia y el mundo”.

    Según datos recopilados por la Fundación Alberto Merani, la sede de Barranquilla es el mejor colegio público de Colombia, de acuerdo con los resultados de las Pruebas Saber 11 durante los últimos cinco años. Desde 2009 viene trabajando con niños y jóvenes en el corregimiento Eduardo Santos-La Playa, un sector históricamente conocido por recibir población en situación de desplazamiento, proveniente de departamentos vecinos como Magdalena, Sucre y Bolívar.

    “Estamos en esa apuesta de que los maestros entiendan que no son quienes imparten el conocimiento, sino quienes acompañan el proceso. Son guías y no tienen que depender del tablero, pero romper paradigmas siempre será difícil”, comenta Sierra.

    Para ella, el sector de la educación en el país tiene varias falencias: se insiste en trabajar con metodologías obsoletas que no responden a las necesidades de esta sociedad global y del contexto histórico que experimenta el país, no hay vocación por ser buenos educadores, los maestros no son bien remunerados o tampoco están bien preparados, no hay interés por apostarles a nuevas metodologías, hay intereses políticos que obstruyen procesos importantes, sobre todo en las regiones, abandono estatal y un sinfín de piedras en el camino.

    Pero a pesar de todos esos obstáculos, Sierra dice que ha habido cambios significativos en los estudiantes de Pies Descalzos, por lo que quieren seguir apostándole a este modelo, que ubica al alumno como un sujeto activo dentro del salón de clases, capaz de cuestionarse, generar proyectos, buscar soluciones y comprender el contexto en el que viven: hay menos casos de violencia, drogadicción y embarazo adolescente, hay pocos niños que desertan de la escuela, entre el 68 y 80 % de los graduados logran continuar con su formación académica profesional, son jóvenes que se sienten pertenecientes a una comunidad, por lo que siguen apoyando iniciativas locales, son propositivos y buenos líderes, comenta la directora.

    “No estamos hablando de niños que van a la escuela simplemente, sino de ciudadanos con derechos y deberes que tienen responsabilidades en esta sociedad. Por eso también intentamos ofrecerles jornadas alternas que tengan que ver con el deporte, la cultura y la formación en derechos humanos, porque no queremos que acepten propuestas indebidas en sus barrios”, comenta Sierra.

    La escuela que menos avances ha tenido hasta el momento es la de Chocó, que desde 2005 ha intentado fortalecer la riqueza étnica, cultural y natural de comunidades afros e indígenas que viven allí.

    “Para nosotros es frustrante no haber podido incidir fuertemente en el departamento, pues en este momento somos los mejores dentro de los peores colegios que se encuentran allí”, dice Sierra. “No todas las pedagogías funcionan de la misma manera y el problema con Chocó es que ahí se exacerban todos los problemas del país”, remata.

    La apuesta por seguir fortaleciendo modelos como el de Pies Descalzos debería continuar, sobre todo cuando el Gobierno quiere que Colombia sea el país más educado de Latinoamérica.

Los colegios que rompen paradigmas

2017-04-07T12:56:31+00:00 Abril, 2017|Actualidad|

La Fundación Pies Descalzos, fundada por la cantante Shakira en 1997 es uno de los colegios que está rompiendo paradigmas. En los últimos seis años logró posicionarse como el mejor de Colombia.

  • “Sólo la educación podrá cambiar la historia de nuestro país”: Alexánder Rubio

    PROFESOR COLOMBIANO ESTÁ ENTRE LOS 50 MEJORES DEL MUNDO

    Alexánder Rubio nunca ha ganado un premio nacional, pero su trabajo es catalogado como un modelo a seguir en diferentes países. A través del yoga y la formación física ha cambiado la vida de cientos de jóvenes de Ciudad Bolívar.

    De 20.000 nominados al Global Teacher Prize 2017, uno de los máximos honores internacionales para un docente, un colombiano está entre los 50 mejores. Su nombre es Alexánder Rubio, un bogotano de 44 años que se ha dedicado a transformar la vida de sus alumnos a través de la concentración, el respeto y el equilibrio entre el cuerpo, la mente y el espíritu.

    El profe Álex, como lo llaman, es un convencido de que la educación es el motor que impulsará el cambio del país. Es de los pocos que eligieron el camino de la docencia por amor y no por ser la única opción, y trabaja cada día para influenciar positivamente a cientos de jóvenes que, más que un profesor, lo ven como un amigo y ejemplo a seguir.

    Una de las peores experiencias de su vida ocurrió a las pocas semanas de llegar al colegio Rodrigo Lara Bonilla, de Ciudad Bolívar. Uno de sus estudiantes fue asesinado de siete balazos en el rostro, y desde entonces prometió no abandonar esta comunidad para salvar la vida de los jóvenes a través de sus clases. Lo ha logrado.

    Han pasado 18 años desde aquel día y el profesor de educación física ha cumplido su promesa. Tres especializaciones, dos maestrías y un doctorado no le han quitado el amor por el colegio que le abrió las puertas. Asegura que continuará trabajando allí hasta que la vida se lo permita porque se siente uno más de la localidad.

    “Vivo en el centro de Bogotá y cada día tardo más de una hora en llegar hasta el colegio. Quizá podría dejarlo, pero seguiré haciéndolo toda mi vida porque me encanta llegar y ver a mis estudiantes, ayudarlos, escucharlos y darles un consejo cuando lo necesitan. Esta es mi casa y los muchachos, los otros profesores, los directivos y los padres de familia son parte de mí. Sólo la educación podrá cambiar la historia de este país y mi meta es iniciar este cambio desde Ciudad Bolívar”, dice.

    Alexánder es un enamorado de la educación pública. Se graduó del colegio José Félix Restrepo y obtuvo su título profesional en la Universidad Pedagógica Nacional. Sus clases están enfocadas en entrenar el cuerpo y la mente de sus alumnos para romper las barreras internas que les puedan nublar la mente o los hagan dudar de sus capacidades por el simple hecho de tener pocos recursos o vivir en un barrio que, a veces, parece olvidado por el mundo.

    Hoy, gracias a este profesor que se atrevió a soñar y a caminar por el sendero difícil, los ojos del planeta se centran en una humilde institución de la capital colombiana. Sus estudiantes forman parte de un proyecto que busca darle un nuevo aire a una población castigada por la inseguridad, la droga, el pandillismo y la pobreza. Récords nacionales e internacionales los certifican como generadores de cambio.

    La nominación al Premio Global Teacher Prize 2017, el reconocimiento de la comunidad académica y los récords no se consiguieron de la noche a la mañana. El éxito es resultado de años de trabajo y constancia, y esa es otra enseñanza que Alexánder quiere transmitir a los jóvenes de Ciudad Bolívar.

    “Todo comenzó hace más de 10 años cuando organizamos un grupo focal de 40 estudiantes. Hicimos un seguimiento por tres años y descubrimos que gracias al yoga esos muchachos mejoraron académicamente, en convivencia y en la relación con su familia. Reconocimos ese gran impacto y, junto con las directivas, decidimos aplicar el modelo a toda la comunidad estudiantil. Este es un colegio público y desde aquí, sin muchos recursos, estamos demostrando que no hay excusa para darles a nuestros niños verdadera educación de calidad”, añadió el profesor.

    El modelo de educación de Colombia se centra en áreas como la matemática, la química y el lenguaje, mientras que materias como educación física y arte pasan a un segundo plano. Alexánder, sin desconocer la importancia de las asignaturas base, cree que no es posible que una persona logre formarse a plenitud descuidando su cuerpo. Según su teoría, por medio de la educación física se pueden hacer procesos que impactan la corporeidad y lograr cambios sociales desde el fortalecimiento de la mente a través de la concentración y el equilibrio que fomenta el yoga.

    Su idea no parece errada. Además de estar calificado como uno de los mejores educadores del mundo, sus alumnos lo reconocen como uno de los gestores de sus logros. Profesionales que salieron de Ciudad Bolívar y hoy ejercen en algunas de las compañías más importantes del país no se cansan de agradecerle por su ejemplo y ayuda en tiempos difíciles. Mientras tanto, muchos que se quedaron en el barrio, hoy son padres de familia y le han confiado la educación de una nueva generación al profesor que los alejó de los malos pasos y les marcó la vida.

    “El yoga nos ha servido para hacer una pausa y meditar sobre las diferentes acciones de nuestra vida. Creo que el profe es un amigo, una persona en la que uno puede confiar. Si hubiera más profesores como él, la educación de Colombia sería totalmente diferente”, dice Diego Ricaurte, estudiante de grado 11 del colegio Rodrigo Lara Bonilla. Alexánder, de cuerpo y mente fuerte, no puede evitar que se le escapen las lágrimas al escuchar la opinión de sus estudiantes.

    Historias como la de este docente son las que invitan a creer en el futuro del país. Especialmente cuando la base del cambio es la educación. Irónicamente nunca ha obtenido un reconocimiento nacional por su labor, pero lejos de desmotivarse, ve en cada aula una razón para seguir aportando su granito de arena en la construcción de una Colombia en paz.

“Sólo la educación podrá cambiar la historia de nuestro país”: Alexánder Rubio

2017-04-06T13:38:31+00:00 Abril, 2017|Actualidad|

El colombiano Alexánder Rubio es uno de los 50 mejores profesores del mundo. Él se ha dedicado a transformar la vida de sus alumnos a través de la concentración, el respeto y el equilibrio entre cuerpo, mente y espíritu.

Cargar más posts